La nutria de río es una de las especies preferidas de los visitantes de Acuario Michin, es por eso que hoy queremos compartirte más datos sobre este hermoso “perrito de agua”, ¡continúa leyendo!

Hábitat de la nutria de río

Hábitat de la nutria de río

La nutria de río puede vivir tanto en ambientes acuáticos como terrestres.

La especie Lontra longicaudis tiene su hábitat en gran parte de Latinoamérica, desde México hasta Uruguay, Paraguay y el norte de Argentina. En el caso de nuestro país, prefiere vivir en climas templados y tropicales muy cerca de ríos, lagos y hasta presas. Algunos estados de la república mexicana como Oaxaca, Chihuahua y Guerrero han reportado presencia de nutrias.

Su cuerpo, instrumento de supervivencia

La nutria de río tiene peculiaridades que le permiten subsistir en su hábitat. Empecemos con sus bigotes, los cuales funcionan como antenas cuando se encuentra bajo el agua, con ellos detecta movimientos de peces o crustáceos. Las garras filosas que posee en sus cortas extremidades le ayudan a atrapar y desgarrar a su presa, excavar madrigueras y trepar las riberas de los ríos.

Otro elemento fundamental es su larga y puntiaguda cola que le brinda estabilidad cuando nada en el agua, movilidad en la tierra y energía debido a la grasa que reserva en esta parte del cuerpo y que utiliza durante las temporadas de sequía.

¡Comen casi de todo!

Alimentación de las nutrias de río.

Esta especie cuenta con una dieta muy variada, la cual depende de la abundancia de ríos o presas.

Estos pequeñines consumen varios alimentos que consiguen según la temporada de abundancia en ríos, lagos y presas. Algunos de los manjares que más disfrutan son: peces, crustáceos, aves, reptiles, anfibios, roedores, insectos, caracoles e, incluso, son capaces de robar huevos de cocodrilo o de tortuga de río.

También disfrutan de pastizales y frutas como el guamúchil o la papaya. Cuando existe una abundancia de especies como insectos, se alimentan únicamente de ellos, ignorando otros alimentos que tienen a su alcance.

Principales amenazas de la nutria de río

De acuerdo con la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad (CONABIO), las poblaciones de nutrias se encuentran amenazadas por los siguientes factores humanos: la contaminación de ríos, lagos y arroyos al arrojar desechos mineros e industriales; la deforestación y erosión de las zonas cercanas a los cuerpos de agua; la ganadería sin control, ya que las heces de las vacas disminuyen la calidad del agua, y la cacería furtiva.

Su presencia indica buena salud

La nutria de río es una especie bioindicadora.

Cuando hay nutrias en un río o lago, significa que en dichos lugares no hay contaminantes.

Un artículo de National Geographic revela que las nutrias de río son consideradas como especies bioindicadoras, es decir, que su presencia en los ríos demuestra la buena salud que conserva el ecosistema.

Expresivas y atrevidas

Las nutrias de río son muy expresivas y divertidas. Por ejemplo, se “pelean” entre sí, balancean objetos con sus patas, se abrazan en el agua y se deslizan en colinas o revolcaderos. Para comunicarse realizan una serie de silbidos, chillidos y zumbidos que, en ocasiones, pueden identificar al emisor.

Por otro lado, pueden ser muy agresivas cuando se sienten amenazadas por otras especies, por lo que no dudan en usar sus poderosos y afilados dientes.

Diferencias entre nutria de río y nutria marina

Diferencias entre nutria de río y marina

En México se ha reportado la presencia de la nutria marina en el Golfo de California.

Si bien pertenecen a la misma familia, tienen rasgos muy diferentes:

La nutria de río pasa más tiempo en la tierra, nada boca abajo, posee colmillos filosos y su cola es puntiaguda.

La nutria marina permanece regularmente en el agua, nada boca arriba, se apoya de piedras para abrir las conchas y su cola tiene la punta redonda.

Conservación y reproducción

En Acuario Michin realizamos programas de conservación y reproducción de esta especie con resultados positivos: en 2018 nació Kunit, la primera nutria nacida bajo cuidado humano y que muy pronto podrás visitar en las instalaciones de Acuario Michin Puebla.

¿Qué dato sobre la nutria de río te sorprendió más?, escribe tus impresiones en los comentarios de aquí abajo o en nuestras redes sociales.

Antes de irte conoce otra especie increíble: el ajolote mexicano.

Contenido protegido por derechos de autor